¡Viaja con nosotros a Tailandia!

Mundo nómada travel Agencia de viajes en tailandia
Pide tu presupuesto ¡A medida y sin compromiso

¿Es necesario visitar todas las atracciones turísticas?

Articulo

¿Es ni siquiera bueno querer verlo todo? A veces cuando visitamos una nueva ciudad o país marcamos todos los puntos turísticos que vienen en nuestra guía y no paramos hasta que hemos estado en cada uno de ellos. Como si viajar se basara en una competición para ver quien consigue verlo todo.

Hacemos listas de atracciones turísticas y vamos marcándolas a medida que las hemos visitado. A veces debemos verlas tan rápido que al terminar el día no recordamos ni los nombres de esos lugares. ¿Tiene esto sentido?

Sagrada-familia

Yo pienso que hacer demasiados planes solo nos pone en un estado de estrés turístico y nos impide hacer lo que realmente buscamos en nuestras vacaciones: desconectar. Los viajes son experiencias muy personales y quizás lo que los convierte en realmente interesantes y únicos son todo los pequeños detalles que vivimos, las personas que nos cruzamos o los rincones que descubrimos y que nos hacen aprender más sobre la cultura del país que todas aquellas atracciones turísticas plagadas de gente que visitamos.

No digo que no debamos visitar lo más famoso de cada país, tan solo pienso que debemos tomárnoslo con más calma y visitarlo solo si realmente nos apetece y no porque sea socialmente necesario.

Hace unos meses volví con mi chica a mi ciudad (Sabadell) aprovechando un vuelo barato a Barcelona. Ella había estado en Madrid pero no en Barna, así que me tocó hacer de guía. Fue genial enseñar y redescubrir la ciudad visitando todos esos sitios que uno nunca tiene tiempo de ver con calma cuando vive allí pero que no se perdería ni loco si estuvieran en una ciudad extranjera. ¿Cuánto hace que no visitáis esos lugares tan famosos de vuestros países y por los que vienen millones de turistas cada año? Yo hacía siglos que no entraba en la Sagrada Familia y es que no es imprescindible para conocer la ciudad, como tampoco lo es entrar en el Gran Palacio para conocer Bangkok.

el-Gran-Palacio--de-Bangkok-de-Noche

Siempre está bien visitar las principales atracciones turísticas pero sin estresarnos ni preocuparnos en caso de dejarnos alguna. Tratando de disfrutar más de la ciudad y de su gente, pasando más tiempo en cada uno de los lugares al que vamos y observando mejor las calles por las que pasamos.

También os recomiendo hacer turismo en vuestras ciudades, yo me lo pasé genial haciendo el guiri en Barcelona.

Turista-en-Barcelona

Por cierto, si pasáis por Barcelona os recomiendo subir a lo alto la Basílica del Tibiado (o Templo del Sagrado Corazón). Ese fue unos de los lugares que redescubrí en mi visita a la ciudad. Allí hay unas de las mejores vistas de Barcelona y comarca que he visto nunca.

Barcelona vista desde el Parc Güell



¿Tenéis dudas? Leed esto antes de comentar:

A pesar de que intento responder todas las dudas expresadas en los comentarios, a veces no puedo. Si queréis hacerme alguna pregunta, la manera más directa es vía twitter: @Mundo_Nomada. También podéis plantearla en nuestro Grupo de Facebook de Viajeros por Tailandia y el Sudeste Asiático

Comentarios

  1. Totalmente de acuerdo.
    Des de que pagué 500 baht para entrar en el Gran Palacio de Bangkok (lo que me cuesta aproximadamente 2 noches de hostal) para pasarme la mañana rodeado de turistas chinos chillones que no paraban de sacarse selfies por doquier, que sigo el siguiente criterio a la hora de visitar las atracciones turísticas: sólo las visito si son gratis o casi gratis y hay suficiente espacio vital para moverte con calma.

  2. Tienes razón lo mejor es ir lo que cada uno quiere ver realmente y disfrutar sin prisas de ver cosas que ni si quiera quieres ver. Otra cosa es que vayas sin tiempo y quieras ver muchas cosas porque te interese…

  3. Hola Pol, son sumamente útiles todos los datos que vuelcas en tu blog.
    Quisiera preguntarte si conoces la Agencia de ViajeIndochina (AVI), si es confiable. Estamos por contratar excursiones con ella en Vietnam y no hemos encontrado muchas referencias, ni buenas, ni malas. Nos pareció una empresa seria, pero pregunto por las dudas…
    Gracias por orientarnos con toda tu info.

  4. Creo que también se propicia este tipo de viajes, sin tiempo, sin pasión, viajes totalmente estructurados, de esos viajes que cuando volvés necesitás tus verdaderas 3 semanas de vacaciones. Y hay algunas palabras en el sector turístico, como por ejemplo la famosa «escapada» que en realidad hablan ya de como la mayoría realiza sus viajes. ¿Te escapás de qué? ¿Qué necesitás encontrar en lugar a donde estás yendo?

    Y esto no sólo tiene que ver con los viajes, por supuesto, sino de cómo la gente vive sus vidas :) ¡Me gustó mucho el artículo! En nuestro viaje sin pasaje de vuelta, creo que intentamos hacer 3 días un tipo de ritmo de viaje lo-veo-todo y casi nos explota el cerebro. Así que ahora nada, si llego al monumento, es porque estaba paseando por allí y ¡Oh! apareció, o porque realmente tengo deseos de hacerlo. Ya no lo hago por sacarme la fotito de «estuve» y nada más.

    ¡Un beso grande!
    Maga – caminomundos

  5. Hola Pol, es muy cierto lo que decís. El turista simplemente quiere ir tachando lugares en su lista, sacar la foto, e irse al siguiente atractivo. El viajero experimenta el lugar, lo vive, lo camina, lo siente.
    Quizás la presión social y el «qué dirán» los obliga a tachar todos los «must-see». Está en cada uno cómo quiere viajar, y qué quiere hacer en su viaje. No es que uno este bien y el otro mal, sino que son distintos puntos de vista.
    En Argentina es muy común que la gente visite Europa durante dos semanas, haciendo 5 o 6 países, para que después puedan decir «conozco Europa», cuando en realidad pasaron unos días en algunas capitales, sacando fotos y corriendo de atractivo en atractivo.
    Si disfrutan haciendo eso, me parece muy bien que lo hagan. No es nuestro estilo.

    Escribimos un posteo al respecto, titulado «¿Sos un viajero toco y me voy?
    http://marcandoelpolo.com/2012/08/22/sos-un-viajero-toco-y-me-voy/

    Te mandamos un abrazo grande!

  6. Lo que sabiamente denomina estrés turístico es lo que muchos viajeros hemos sufrido y que después siempre ha habido un alma caritativa que nos ha dicho que se denomina oficialmente como «síndrome de Stendhal». Por su culpa, el viajero se siente tan apabullado ante tanto monumento, edificio, estatua, cuadro y paisaje que llega un momento en el que el cerebro no puede asimilar tanta información novedosa.
    Por poner una analogía cinematográfica, a veces sucede algo parecido incluso con una película: es tanta la información que nos llega de ella hasta un año antes de su estreno que cuando al fin podemos asistir a su estreno, nuestro saturado cerebro tiene incluso la impresión de ya haberla visto varias veces y vivir un «deja vu».
    Todo se parece, todo nos suena ya demasiado. A veces hay que parar un poco y disfrutar de esa cerveza fresca de barril que se anuncia en la foto para tomar nuevas fuerzas.
    Felicidades por el blog.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Nombre *